domingo, 8 de agosto de 2010

Buen amante ( para mi, claro)

A petición popular, y sin que sirva de precedente, voy a hacer algo con lo que no estoy muy de acuerdo, definir que es, para mi, un buen amante. Digo que no estoy muy de acuerdo porque un buen amante no se define, se goza, se siente que lo es.

Un buen amante es un artista de lo erótico¿pero el erotismo es arte? ¿es un arte bello?

Arte es toda actividad de la industria o destreza del hombre en contraposición a lo natural. Y también el modo o la técnica para realizar bien cualquier cosa. Un paso más allá, bellas artes son los productos de la facultad creadora del hombre, perceptibles por los sentidos, que provocan emoción estética o mueven a los sentimientos. En una palabra, las bellas artes engloban inseparablemente espíritu, emoción estética y materia, los sentidos. Todo esto cuadra al erotismo a la perfección. El erotismo es arte y es bello, material y espiritual, mal que les pese a quienes solo ven el lado físico y además distorsionado.

Y ojo, que erotismo no es sexualidad, sexualidad la tienen los animales, pero ellos no pueden, ni saben, ni quieren torcer el instinto de la naturaleza. Cualquiera puede dar patadas a un balón, pero eso no le convierte en Lionel Messi (un referente repetitivo, lo siento) Cualquiera da brochazos, pero eso no le convierte en Velázquez.

Fornicar por instinto no es arte, un polvo urgente por necesidad de aliviarse no es arte. Cumplir sin mas con el deber conyugal, no es arte. Fornicar sin ton ni son, con muchos compañeros, espontáneamente que dirán muchos, no es arte. Esta sexualidad primaria se convierte en arte cuando se conocen los resortes del cuerpo y del alma humanas y se sabe pulsarlos para causar placer carnal. Esto un buen amante lo sabe, lo cree y lo practica.

Este artista de lo erótico tiene una actitud positiva hacia la vida y hacia el placer, hacia la sensualidad de lo erótico, sabe que es mejor que la mayoría, pero solo en asuntos carnales. Esta superioridad no se le sube a la cabeza, no avasalla a nadie y si bien tiene su puntita de soberbia, que no está mal, respeta a todo el mundo.

El buen amante es el que prepara, organiza, realiza, disfruta conmigo y representa para mi la fiesta de los sentidos, de todo aquello que por ellos se percibe, fiesta de la sensualidad, combinación de sensaciones placenteras por todos los sentidos… a la vez.
No es solo la maestría sexual del amante, es el disfrute, refinado, cultivado, artístico, de todo lo placentero. Una lujuria metódica, una obra maestra del arte erótico, que convierte lo que podría ser un simple revolcón, en algo inolvidable.

Un buen amante, para mi, es el que se entrega cada vez a fondo, vive con plenitud lo que le ofrezco, disfruta al máximo de cada momento y se entrega sin cicaterías ni reservas, aunque sea por una sola noche. Sabe que toda aventura es incierta, que sabe como empieza pero no adónde conduce ni como va a acabar. Acepta ese riesgo y lo asume para no perderse algo bueno, aunque luego se aostie.

Es inevitable que surjan sentimientos de afecto hacia las personas con quienes se comparten emociones tan intima e intensas como son las del erotismo. Y es también deseable porque el cariño multiplica el placer.


Un buen amante es alguien que sabes quien es cuando lo encuentras, pero que no puedes definir, porque solo de pensar en él te has puesto en un estado que tus dedos no te dejan, ni tu quieres, escribir con coherencia, como en esta entrada.


8 comentarios:

Fiebre dijo...

Jamás pensé que iba a hacer el típico comentario de blog. Ese de ¡100% de acuerdo contigo!.
(Si es que no se puede escupir para arriba porque al final caemos en lo que criticamos)

Es más, si yo hubiera contestado a esta pregunta, quizá insconcientemente hubiera tirado más por el lado eminentemente físico-sensual (para que digan de los tópicos de hombres y mujeres), y obviado todos los matices que tan bien describes.

Recuerdo las veces que se han reído (conmigo, no de mi..que a lo mejor) algunos colegas cuando les digo que ´para mí´ un buen amante impepinablemente ha de disfrutar de una buena mesa. No concibo mayor sensualidad que compartir ciertos placeres junto con un foie o un cava (por poner un ejemplo), y el momento ensaladita a palo seco y batidodeproteínasquemetocantantosgramos me baja la libido del tirón.
La gente lo achaca a excentricidad, o a mi gusto por jalar tó lo que pille. Pero cada uno enfoca de una manera el disfrute de los sentidos que le lleva a sentirse completo.

...Comentario que me lleva a levantarme de aquí ipsofactamente, ponerme una copita de un Anna de Codorniu que me he comprado (regalaban un mantenedor de temperatura de neopreno, soy una caprichosa lo sé) y a falta esta noche de amante, me queda la receta de las galletas de Conguitos que me resulta de lo más sensual...y que triunfó en mi casa hace unos días.

Gracias por mi parte, de corazón, y supongo que por la de Merce cuando te lea.

Merce dijo...

Pues sí. Muchas gracias por contestar. Me ha gustado tu definición.

El erotismo es arte. Es un arte en si mismo, además de que se pueda tratar como arte desde la pintura, la literatura, la fotografía, etc...

Pero también creo que se puede ser un gran artista de lo erótico, saberse muy bien la teoría y no ser un buen amante porque al llegar la parte física se fracasa impepinablemente.

Y es que al final, también hablamos de sexo.
Evidentemente un buen ambiente erótico mejora el sexo, ayuda a que también el sexo llegue a convertirse en arte.

En definitiva que no es lo mismo ser buen amante que ser buen jodedor (esto lo leí ayer en un libro y me pareció una forma inmejorable de explicarlo). Se puede no ser ninguna de las dos cosas, ser una y no otra, y ser las dos a la vez, que ya es la leche en polvo... (aplicable tanto a hombres como a mujeres).

Fiebre, yo también pienso que la mesa es un lugar ideal para empezar y es que también tengo una horrible tendencia a comérmelo todo. Lo único que yo no te acompañaría con el cava o con champagne. Y es que una copa es suficiente para dejarme física y mentalemnte imposibilitada. Vamos, que me pongo malita de acostarme... ;-)

Para terminar una frase sobre sexo que me parece genial, como genial es su autor:
El sexo sólo es sucio si se hace bien.

Un placer. Besos a los dos.

Babilonio dijo...

Fiebre, en esto con en tantas cosas, no hay verdades absolutas, para mi un ben amante es el que se aplica con voluntad y método a los placeres de todos los sentidos pues esto incrementa el placer sexual.
Un beso

Babilonio dijo...

Merce, el buen amante es por definición ya un buen jodedor, tiene habilidades y destrezas sexuales, pero su gran ventaja no es esa. Lo que lo distingue es que su dominio de lo erótico y lo erotizante ppredispone, favorece y magnifica el placer sexual, de otra manera el sexo sería poco mas que gimnasia.

Un placer contestarte, un beso.

Blog A dijo...

Coincido contigo
"Es inevitable que surjan sentimientos de afecto hacia las personas con quienes se comparten emociones tan intima e intensas como son las del erotismo" por lo menos en mi caso.

Babilonio dijo...

Blog A, bienvenida, si es inevitable y deseable ya que aumenta el placer.
Un beso

Alís dijo...

Llámame prejuiciosa, si quieres, pero leer esta entrada escrita por un hombre me parece, de por sí, muy erótico. Claro, respondes a lo que es para ti un buen amante y no dices si tú lo eres, aunque apuntas buenas maneras. Si eso es lo que te gusta, cabe esperar que prediques con el ejemplo.
Lo del prejuicio lo decía porque no es fácil encontrar a un hombre que dé tanto valor a lo erotizante. Tal vez tampoco mujeres, no lo sé. Pero que quede claro que no generalizo. La experiencia me ha demostrado que sí existen (¿debo decir existís?).

Gracias por conducirme hasta aquí

Un beso

Babilonio dijo...

Alís, prejuiciosa no me pareces, mas bien bastante juiciosa.
Que esta entrada te haya parecido erótica es muestra de tu sensibilidad hacia el tema.
Este blog es mas autobigráfico de lo que parece, pero en que medida es secreto del sumario mio y de alguna que otra mujer.
Respondo a lo que se me preguntó, nunca fue intención mia sentar cátedra y menos en estos asuntos.

Desconozco si hay muchos hombres con gusto por lo erotizante, si me consta que hay algunas mujeres. (¿O habeis?)

Un honor y un placer guiarte.

Un beso